domingo, 13 de mayo de 2018

Sinpuntos nicomas XXVI



Cansada la ausencia se sentó en silencio al pie de aquellas palabras que un día escribió Penélope pero que como los cantos de sirena un hábil Ulises supo capear como a los vientos de levante que llegaban cargados de viejas canciones futuros diluvios de lágrimas y antiguos amores naufragados. Amén.



8 comentarios:

  1. Siento esa silla como una espera pero no ausencia, sino un regreso.

    Qué bellas palabras e imagen.

    Besos.

    ResponderEliminar
  2. Fantásticos los Cellos y homenaje a una Penelope
    que Ulises no se merecía, ni valorar podía.
    Nadie merece tanta espera, la vida es corta.

    Besos

    ResponderEliminar
  3. Como una cascada
    se suceden las palabras,
    agua de mayo que
    reaviva esperanzas.

    Un gran abrazo

    ResponderEliminar
  4. Un cansancio de ausencia, traspasado por la melancolía poética.
    Como siempre, una bella composición.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  5. Si la ausencia se sienta, habremos de acompañarla, no creo que Penélope esté ya para estos trotes.
    Un besito, sigues con tus excelentes montajes, crack!

    ResponderEliminar
  6. M gusta mucho tu blog y la inmensidad de las imagenes

    ResponderEliminar
  7. Hola Luis!!!!!!
    Qué hermosa interpretación, pone los pelos de punta!!!!!!
    A veces tiene recompensa la espera, a veces merece la pena la ausencia.

    Muchas gracias por tu comentario.
    Un abrazo muy grande, Luis!!!!!!

    ResponderEliminar